November 13, 2015

Mentiras y verdades sobre el cabello

Lucir una melena fuerte y brillante es el sueño de cualquier mujer, por lo que recurrir a trucos y consejos para lograr este objetivo es algo del todo habitual. No obstante, no todos esos consejos son verídicos, existiendo numerosas inexactitudes que aclarar.

Descubre las verdades y mentiras sobre el cabello de la mano de Claudia di Paolo, referente en estética y cosmética capilar, para que consigas, de una vez por todas, cuidar tu pelo como se merece y presumir de una melena diez.

Cortar el pelo hace que crezca antes

Es cierto. No es necesario cortar demasiado, pero sí repasar las puntas aproximadamente cada dos meses; las puntas abiertas y el no cortar el cabello resta fuerza para que el pelo salga vigoroso y rápido, del mismo modo que las plantas cuando les quitamos las hojas secas, ramas deterioradas o simplemente cuando podamos la planta vuelve a crecer robusta.

El agua fría abrillanta el cabello

Es absolutamente cierto que el agua fría es garantía de lucir un cabello brillante. No obstante, no es necesario hacer todo el lavado con agua fría. Se comienza con el champú con agua caliente para dilatar el poro y limpiar en profundidad el cuero cabelludo. Para finalizar, el último aclarado se realiza con agua fría ya que estimula y ejerce un efecto sellado, motivo por el cual el cabello luce mucho más brillante.

No hay que irse a dormir con el pelo mojado

Es cierto. Al estar mojado un largo período de tiempo, además del clásico resfriado, se puede dañar la cutícula y el cuero cabelludo pudiendo darse picores e irritaciones en el mismo.

Es mejor desenredar en seco

Es del todo falso y absolutamente contraproducente para el cabello, ya que el pelo húmedo tiene toda la flexibilidad y es cuando procede el desenredado. No es necesario cepillar el cabello a diario como se cree, una vez la fibra capilar está seca y especialmente si se trata de cabellos largos, si cepillamos habrá muchas posibilidades de rotura. Además, es importante utilizar peines o cepillos que no dañen, los de madera son ideales y también los de fibras naturales.

No cepilles el cabello en exceso y jamás lo desenredes en seco

 Lavar el pelo a diario es perjudicial

Es falso, todo depende de si usas o no los productos adecuados. También es cierto que existen diferentes tipos de cabello y no todos necesitan ser lavados con la misma frecuencia. En cualquier caso, el pelo debe lavarse siempre que se note sucio.

El cabello se cae con el lavado

Es falso. El cabello no se cae como consecuencia del lavado, se trata de cabellos “viejos” que se caen ante cualquier mínimo traumatismo que un pelo sano resiste (lavado, peinado, roce, etc). Cada día se desprenden una media de 50-60 cabellos y salen nuevos en el mismo sitio, de forma que el número total de cabellos en el cuero cabelludo se mantiene constante.

Lavarlo poco o incluso no lavarlo es bueno

Del todo falso, es más, no lavar el cabello es una medida altamente contraindicada por los expertos, ya que la función del champú es limpiar selectivamente el cuero cabelludo para que el poro y el folículo respiren y así produzcan un cabello fuerte y sano.

La mayoría de las marcas comerciales producen fórmulas de champú con componentes baratos que no hacen una limpieza “selectiva” sino detergente y muy agresiva para el manto hidrolipídico llegando incluso a romperlo, de ahí el deterioro del cabello y la famosa corriente “NO POO”.

Para mas información ingrese a: http://www.mujerdeelite.com/articulos/4326/verdades-mentiras-y-los-mejores-consejos-para-cuidar-el-cabello